Ejercicio Físico y Piel

Ejercicio Físico  y Piel

Quienes me conocen saben que AMO hacer ejercicio físico. Para mí el movimiento es sinónimo de vida.

Hace siete años atrás descubrí mi pasión por el deporte, especialmente correr,  y puedo decir que mi vida cambió por completo.

Desde el primer momento comencé a sentir mi cuerpo más ligero, más ágil, sentía que mi humor mejoraba y estaba en constante sensación de bienestar; aunque obviamente también sentía el cansancio natural de quien jamás ha hecho deporte de manera regular. Comencé a dormir mejor y a despertar con mucha más energía. Definitivamente el ejercicio físico es uno de los pilares de nuestra salud, por lo tanto es algo que debemos realizar  de manera regular de acuerdo a nuestras características, edad, estado físico y actividad diaria.

Todos sabemos o al menos hemos escuchado  de la gran cantidad de beneficios que aporta a nuestro cuerpo el ejercicio físico a todo nivel, nos hace felices, nos da energía, nos ayuda a minimizar el estrés, fortalece el sistema inmune... y mejora nuestra piel haciéndola lucir más hermosa., siempre y cuando se adecúe a la edad y características de quienes lo practican y se tomen las medidas de protección adecuadas.

Los principales beneficios son:

  • Estimulación de la circulación sanguínea, lo que permite que la piel pueda recibir más oxígeno y nutrientes
  • Aumenta la temperatura corporal debido al sudor, lo cual favorece la eliminación de suciedad en la piel y nos ayuda a deshacernos de los puntos negros y el acné. Esto se traduce en una piel más limpia y luminosa, aunque es necesaria tratarla después según la rutina de belleza correspondiente.
  • Aumento de oxígeno en nuestro cuerpo lo cual mejora el color y brillo de la piel
  • Fortalecimiento muscular,  favorece un mejor soporte para la piel
  • Reducción de estrés,  lo cual favorece un  descanso de calidad por la noche, lo que aporta a todos los procesos de desintoxicación, reparación, regeneración, y demás procesos que sólo se realizan durante la fase del sueño. Por tanto, el hecho de tener la piel más sana y menos cansada (menos ojeras, menos bolsas por ejemplo) es una consecuencia indirecta de hacer ejercicio físico de manera regular. No menos importante, es que el ejercicio físico produce liberación de endorfinas, lo que contribuye a una sensación de felicidad.

Todo esto, además de beneficiar al estado general, tiene consecuencias muy positivas para la piel. Sin embargo, es importante que a la hora de hacer ejercicio físico cuides y protejas tu piel. ¿Cómo?

Si haces ejercicio al aire libre, invierte en un buen bloqueador solar, para evitar que una exposición prolongada al sol produzca sequedad, grietas en los labios o envejecimiento prematuro, sobre todo por la acción del frío, el viento y el sol y obviamente para evitar secuelas a largo plazo como manchas, cáncer cutáneo, etc. Por lo tanto, es bien importante considerar proteger la piel con bloqueadores  específicos para la práctica deportiva para que los filtros no pierdan eficacia por el sudor.

Por otra parte, usar ropa adecuada para la realización de tu práctica, es decir, que proteja a tu piel más expuesta, o sea, la que recibe la radiación ultravioleta en forma vertical, como un gorro que cubra tu cabeza y rostro.

Por último, nunca jamás  hacer deporte con maquillaje. Dermatólogos explican que el maquillaje, además de que puede favorecer alergias, al mezclarse con el sudor ensucia la piel y puede hacer que aparezcan patologías diferentes como dermatitis, alergias, granos.

Luego del ejercicio físico, siempre es recomendable eliminar restos de sudor con una ducha tibia, y posteriormente cremas que hidraten tu piel. Si puedes hacer un masaje mucho mejor.

 Como puedes ver, hacer ejercicio físico moderado,  acorde a tu edad y estado físico te hace más bonita,  siempre y cuando tomes las medidas adecuadas. 

No me cansaré de decirlo, y es la recomendación más importante: siempre que vayas a iniciar cualquier practica deportiva es importante que consultes previamente a tu médico, más aún si tienes o tuviste una condición médica especial.

El deporte hay que disfrutarlo y no padecerlo para que sea un beneficio para todo tu cuerpo y por supuesto, para Tu Piel.

 

Gloria Lobos

Health Coach en cambio de Hábitos

 

Fuente: Fundación piel sana

 

 


Publicación más antigua Publicación más reciente

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados